close
Beauty

Evita el acné por uso de la mascarilla

Foto: Freepik.

Una de las consecuencias más habituales, provocadas por la pandemia del Covid-19,  es utlizar mascarillas que nos protejan cuando debemos salir a alguna actividad esencial.

Sin embargo, nuestra piel no está acostumbrada a este nuevo elemento y podría provocarnos problemas dermatológicos.

Para que esto no suceda, te damos algunos consejos

1. Busca tu mascarilla ideal

Dependiendo del tipo de exposición que tendrás es muy importante escoger una mascarilla.

Si saldrás a pasear a tu perro, harás el súper y evitarás a toda costa lugares con mucha gente, los dermatólogos recomiendan utilizar telas que permitan que tu piel respire un poco.

Tienes que tratar tu mascarilla como si fuera ropa interior y lavarla con frecuencia. No quieres que toda esa grasa, sudor y suciedad que acumulas al caminar, se quede en la mascarilla y la vuelvas a colocar.

2. Mejora tu rutina de cuidado de la piel

Es momento de adoptar una rutina básica de cuidado de la piel: un limpiador suave que no contenga jabón y un humectante ligero sin fragancia.

El humectante, además de su función habitual, puede proteger la piel de la fricción de la mascarilla.

Es muy importante que en estos momentos uses pocos productos, ya que tu piel necesita respirar.

Utilizar productos con sustancias activas solo por la noche.

3. Evita el maquillaje

Si te maquillas para una videollamada, considera retirarte el maquillaje inmediatamente al colgar.

Este es el momento para reducir realmente el uso del maquillaje. Para quienes no pueden eliminar ese hábito en absoluto, se puede optar por un humectante pigmentado con protector solar.

4. Cuida el sudor

Si la piel debajo de la mascarilla suda, usa agua micelar o un limpiador suave para lavar el rostro rápidamente al retirarlo.

Lavar tu rostro en exceso lo reseca, lo cual engaña a tu piel y la hace pensar que necesitas producir más grasa; esto puede provocar acné.

5. Consulta a tu dermatólogo

Si notas que estás presentando acné y que no lo puedes controlar, lo mejor es solicitar una cita con tu dermatólgo, en algunos casos puede ser vía Zoom, para que te brinde el tratamiento adecuado.


Leave a Response