close
Healthy

Planificación familiar: un tema que nos atañe a hombres y mujeres

Foto: Freepik.

Por: Dr. Mauricio Rangel Sánchez

En los últimos años nuestra expectativa de vida se ha visto considerablemente extendida con los avances de la ciencia médica, y eso ha repercutido directamente en que las parejas esperen más tiempo para ser padres.

Al tener posibilidades de una vida más larga y más proyectos, muchas mujeres han postergado sus planes de ser madre, y optado por terminar sus posgrados, viajar, mejorar su vida laboral, o simplemente han decidido que no desean tener hijos entre sus 20 y 30 años.

Esto ha provocado que se recurra cada vez más a la planeación familiar. Aunque, es una realidad que la mayoría de los métodos reversibles que existen para evitar un embarazo no deseado están basados, casi todos, en el cuerpo de la mujer.

Una investigación de Fertility & Sterilit asegura que actualmente más hombres desean una mayor responsabilidad en la planificación; sin embargo, pocos son los que lo llevan a cabo.

Para que realmente los hombres tomen más cartas en el asunto es importante saber que existen principalmente tres tipos de tratamientos. El primero es el conocido preservativo con espermicida, además de prevenir embarazos no deseados, también se utiliza para evitar ITS (infecciones de transmisión sexual) y se recomienda siempre que se mantienen relaciones sexuales.

Otra opción resulta la vasectomía. Consiste en la interrupción de la continuidad del conducto deferente.

Mientras que un tercer método son las inyecciones de bloqueo con gel. Para su uso, se introduce una dosis de dicho gel en el conducto por el que pasa el esperma, justo en el extremo donde se une con el escroto.

Este proceso es tan eficaz como la vasectomía. Y al no ser un método hormonal, no tiene los efectos secundarios que suelen tener ese tipo de tratamientos para mujeres.

Hay que recordar que la píldora anticonceptiva puede provocar migrañas, cambios de peso y la disminución de libido.

El proceso se completa en unos 15 minutos y una vez inyectado, el gel queda fijado y continúa como filtro, permitiendo el paso del fluido pero no de los espermatozoides. Por lo tanto, no imposibilita la eyaculación o el orgasmo.

Más que mitos

Existen muchas creencias acerca del uso de métodos de anticoncepción, especialmente aquellos enfocados en las mujeres.

Por ejemplo, sobre la pastilla del día siguiente se cree que es abortiva cuando no es así.

De hecho, sí se utiliza en la fecha exacta de la ovulación genera el efecto contrario, es decir, aumentan las posibilidades de un embarazo.

Vale la pena mencionar que, si se hace uso y abuso de esta pastilla, no hay riesgos de contraer cáncer, u otras enfermedades como se dice popularmente.

Sin embargo, lo que sí sucede es que las mujeres cambian su ciclo de ovulación, y por este motivo pueden quedar embarazadas (y de hecho sucede mucho), porque ya no tienen control de su ciclo, y no saben cuándo están ovulando.


Leave a Response