close

A pesar de que la capital mexicana sigue creciendo día con día y el frenesí de la ciudad dificulta cada vez más el poder darse un respiro, aún existen algunos lugares que sin buscarlo, nos traen paz y tranquilidad en medio del caos. 

Jardín Sonoro de la Fonoteca Nacional

Ubicada en la avenida Francisco Sosa 383 se encuentra un sitio lleno de árboles ornamentales de más de medio siglo, entre los que se encuentran: encinos, cipreses y naranjos, así como vegetación característica de Coyoacán. Está equipado para albergar conciertos, piezas de arte sonoro, composiciones y hasta obras poéticas.

Audiorama del Parque Hundido

La zona de Mixcoac es conocida por ser uno de los lugares con mayor riqueza cultural dentro de la ciudad. Y es justo en el Parque Hundido en el que se encuentra un espacio diseñado para conciertos, de hecho, es la sede del Colectivo Audiorama, los cuales, presentan conciertos de rock y jazz los fines de semana.

Plaza Romita

El barrio de la Roma es por mucho uno de los favoritos de los capitalinos, sin embargo, no todos conocen esta pequeña plaza adoquinada, acompañada de árboles y de una fuente circular. Si bien no es la más grande, la atmósfera de paz que la rodea la transforma en el lugar ideal para tomar un respiro. Como dato curioso, el nombre se debe a que uno de los caminos más cercanos al pueblo se parecía a la ciudad de Roma en Italia.

Invernadero de la Biblioteca Vasconcelos

Encontrar espacios verdes dentro de la ciudad a veces es complicado, pero este jardín rompe con la tendencia. Aquí verás una gran cantidad de flora endémica de la región mexicana mientras disfrutas de un espacio de lectura iluminado con luz natural.

La azotea verde más grande de América Latina.

Se trata de un espacio de cinco mil metros cuadrados en el que el  Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit)  añadió en su edificio central un sitio único: la azotea verde más grande de América Latina. En el que resguardan plantas en peligro de extinción y se producen alimentos orgánicos.

Parque La Pagoda

Su nombre real es Parque Masayoshi Ôhira y se ubica justo en la esquina de Tlalpan y Churubusco  en la Colonia Country Club. Lo distingue su diseño arquitectónica japones, el cual está compuesto por puentes y un estanque artificial. Este lugar es un gran escape del caos de la ciudad.


Tags : cdmxCiudad de MéxicocoyoacanrinconesRincones escondidos en la Ciudad de MéxicoRoma

Leave a Response

!Suscríbete! 

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Tu correo ha sido 

registrado